La cita

"No hay nada limpio, nada saludable, nada prometedor en esta época de prodigios; nada, excepto seguir contando lo que pasa" (Henry Miller)

"De la esclavitud más espantosa, salió la música más libre"


"El lenguaje nos protege porque también sirve para canalizar el miedo y el peligro; de alguna manera, nos tranquiliza" (Alfredo Costa Monteiro)







domingo, 9 de julio de 2017

Entre las cuerdas

Alejados de la macro celebración del Día del Orgullo, también queremos reivindicar la libertad de identidad sexual de cada individuo con una preciosa canción de Richard Digance,  folk singer nacido en Essex en 1949 que en "Drag Queen Blues" cantó a George y a Nancy en la misma persona, y las curiosas relaciones que se establecen con quien narra su historia; en resumen: un interesante trío... a dos. La canción está extraída del recopilatorio The best of the Transatlantic years, editado en España por el sello Guimbarda
El último disco del músico catalán Lluis Gómez se titula Dotze Contes (2017) grabado en varias sesiones entre Noviembre de 2015 y Noviembre de 2016. Un compendio de trece temas con influencias del blue grass, el blues, el jazz manouche, la música irlandesa o el folk bretón y se aprecian, asimismo, claras influencias de la new age. Son catorce músicos que tocan el banjo de cinco cuerdas, guitarra, mandolina, dobro, bajo, piano y harmónica. Lluis Gómez es un reputado banjista que fue miembro de la Barcelona Bluegrass Band. Destacamos a Joan Pau Cumellas, armonicista; Oriol Saña, violinista y Maribel Rivero, bajista, todos ellos compañeros en dicha banda. Un disco delicioso que nos hace viajar a lomos de sus cuerdas, por los Apalaches,  Francia, Bretaña e Irlanda… 
Y entre medias, Labanda. "Sueños diabólicos" (Labanda, 1976) es un jiga que encuentra su versión en el disco de Lluis, bajo el título de "Devil's dream"  
La música impresionista nació en Francia a finales del siglo XIX y supuso una revolución en el mundo de la música. Significó la experimentación y la libertad absoluta armónica y rítmicamente. Su máximo exponente fue Claude Debussy, aunque también se consideran miembros de este movimiento a Maurice Ravel y Erik Satie.
Esta excepcional generación de músicos franceses fue la inspiración para la creación del sello Windham Hill en 1976 en California por William Ackerman, con la intención de dar a conocer a guitarristas poco conocidos. Algunos de ellos grabaron un maravilloso disco en 1992 titulado simplemente The Impressionists. Steve Erquiaga, Alex de Grassi o el cuarteto de cuerda de la Turtle Island Quartet recrearon piezas de los impresionistas franceses, como la "Pavana", de Gabriel Fauré o una de las Gymnopedies de Erik Satie. Hemos querido mencionar al final a Nightnoise, con otra recreación de una composición de Fauré, "Sicilienne". Entonces formaban parte de la banda irlandesa Billy Oskay, al violín; Micheál O'Domhnaill, guitarrista; Brian Dunning, flauta y Triona Ni Dhomhnaill, piano y sintetizador. Los tres primeros habían formado Puck Fair junto al percusionista Tommy Hayes, que cinco años antes, en 1987, habían grabado un álbum, Fair play, que contenía una delicada versión del clásico de Van Morrison, "Moondance"
Y con el original en la voz del genio de Belfast, de 1970, concluye nuestro programa número 150, penúltimo de la temporada.
Ha sido un auténtico placer.

Fernando Martínez








No hay comentarios:

Publicar un comentario