La cita

"No hay nada limpio, nada saludable, nada prometedor en esta época de prodigios; nada, excepto seguir contando lo que pasa" (Henry Miller)

"De la esclavitud más espantosa, salió la música más libre"


"El lenguaje nos protege porque también sirve para canalizar el miedo y el peligro; de alguna manera, nos tranquiliza" (Alfredo Costa Monteiro)







sábado, 16 de abril de 2016

Refugiados en Africa. Del Sahara a Mali

Nos queremos sumar a la celebración del cuarto centenario del fallecimiento de Miguel de Cervantes, acaecido un 22 de Abril de 1616 en Madrid con esta canción de Asfalto, Rocinante, que aparecía en su primer disco, Asfalto (1978 / Chapa Discos, Zafiro) Sirva también para recordar a Manolo Tena y los tiempos heroicos del rock urbano, cuando hacer rock en Madrid era algo más que hacer música…
Hamada es la palabra que utilizan los saharauis para referirse al paisaje desértico y rocoso, inhóspito, que se dibuja a lo largo de la frontera argelina con el Sahara Occidental donde miles de saharauis viven en los campamentos de refugiados. Abar el Hamada (A través de la Hamada) sintetiza el destino de su este pueblo después de cuarenta años de exilio.
Y Abbar el Hamada (2015 / Glitterbeat) es el título del último disco de Aziza Brahim. En él, la cantante saharaui ha ampliado sus influencias musicales hacia sonidos contemporáneos de Africa occidental, el blues y el rock. En el disco colabora, por ejemplo, el percusionista senegalés Sengane Ngom y el baterista catalán Aleix Tobías, miembro de la banda de Eliseo Parra y componente de Coetus, que además ha estudiado percusión en Gambia y Senegal. También colabora el guitarrista de Mali Kalilou Sangare.
Grabado en Barcelona en el verano de 2015, toda la música y las letras son de Aziza y también los arreglos, y de Guillem Aguilar, asimismo de la banda de Eliseo y que toca en varios de los temas de este disco. 
Aziza Brahim nació en un campamento de refugiados saharauis en el desierto de Argelia y se exilió, primero a Cuba y después a Barcelona, donde vive actualmente. Su vida y su música encarnan la tragedia y la experiencia de los refugiados y emigrantes saharauis.
Su anterior disco, Soutak, estuvo tres meses en los primeros puestos de la World Music Charts Europe, la lista más importante de discos de world music y fue elegido mejor álbum en 2014. También fue elegido como uno de los diez mejores de ese año por la revista Songlines.
Nayim Alal es uno de los guitarristas saharauis más importantes. "Plegaria", la canción que enlaza con la segunda parte del programa aparecía en Maremágnum Africae, una recopilación del sello Nube Negra de músicos africanos en Madrid. Su guitarra afilada y punzante nos ha recordado a la guitarra de un conocido bluesman, Taj Mahal.
En 1999, el músico norteamericano grabó un magnífico disco, Kulanjan (Rykodisc) junto al maliense Toumani Diabate, un encuentro entre el blues y la tradición musical de Africa Occidental, las raíces africanas del blues. Se cumple así un viejo sueño de Taj Mahal desde que a principios de los años setenta escuchara por primera vez una kora. Kulanjan es una vieja canción que el guitarrista escuchó en un disco de kora llamado “Ancient strings”, grabado por los padres de Toumani Diabaté y Ballaka Sissoko. Además de Toumani Diabate, en Kulanjan participan importantes músicos malienses como Ballake Sissoko, que también toca la kora y Bassekou Kouyaté, el ngoni,
"Mississippi-Mali blues" está contenida en este disco y ejemplifica el fascinante viaje de la música de Africa Occidental al Sur de Estados Unidos y como es devuelta por músicos como Taj Mahal. El Mississippi, el río donde fluye el blues.
Mariem Hassan murió el 22 de Agosto de 2015 rodeada de su familia. Muy enferma, había regresado poco antes al campamento de refugiados de Smara, en Tindouf. Consciente de su despedida, grabó "Despedida", la canción con la que terminamos este programa, que empezó en los campamentos de refugiados saharauis y termina en este canto a la dignidad de Mariem Hassan. Sirva su memoria como despedida.
Ha sido todo un placer.
Fernando Martínez